fbpx
NoticiasReflexiones

QUIERO HABLAR DE FOBAL y no tanto…

By 15 abril, 2013 No Comments

No es buena la soberbia, porque como el buen torrontés sanjuanino, embriaga y la resaca te hace sufrir 5 o 6 días de dolores, migrañas y amargo sabor.

Creer ser los más grandes, es olvidar lo temporal de los acontecimientos…
Recordar que el diablo es rey sobre todos los soberbios (1) es clave para no tener más alto concepto de si, que el uno tiene que tener, recordando que en la boca yace la lengua, pequeño fuego, tizón del infierno que incendia a quien la usa en forma desmedida. (2)

Ese infierno congelado y “tolo” (3), grita su furia contra un hombre que en su valentía y soledad se atrevió a enfrentar a barras cobardemente bravas y a padrinos mafiosos, siempre opuestos al saber popular de la academia populares. Mafia que sigue gritando goles tal como en el 78, época en que provocadas euforias enmascaraban desgarrantes alaridos de dolor.
Muchachos edomitas (4), si quieren buscar la razón de tanta desazón, no la encontrarán en actos de ese héroe anónimo Quijote del sur bonaerense… Recuerden que los ferreteros manejan muchas herramientas y ácidos corrosivos que parecen agua pero no lo son…
Sus desgracias llegaron cuando perdieron a su padrino, quien los reemplazó por un arsenal mentiroso de éxitos falsos, encaminado “al faro” incierto de la vergüenza y la rapiña de la estafa.

Entre tanto, una cuervera perpleja, lejos de las camisetas franciscanas, abdica abyecta (5)  de sus recientes imprecaciones religiosas -si tendremos experiencia los de la calle Corbata o Mozart, que con diferentes instrumentos es más o menos lo mismo, en tener que exorcizarnos de exorcistas…-. Lejos de fanatismos demagógicos y fundamentalistas volvieron a las viejas doctrinas cabuleras de la religión del balonpié, que con su dogma de Pilatos atados y mandamientos inquebrantables tales como: “no grites el gol antes, porque lo pifia…” ó “no lleves a Alberto a la cancha porque perdemos…”, musita anónima pero ya no tan silenciosamente dolorosos graznidos, de los cuales el más correcto -que puedo citar- dice: “che, este es mufa… desde que nos bendijo, nos cayó un rayo que nos partió por la mitad…”

Alejándome de tanta locura, me interno en la ACADEMIA, un lugar de saber, sobre todo porque es descamisada y popular.
Un cielo celeste y blanco límpido, me ilumina con 4 realidad magníficas:
1. El primer grande, es quien nació antes, hace 110 años.
2. La gloria no es una expresión, sino una realidad histórica, ser quien primero llegó al máximo galardón.
3. La valentía se prueba en medio de la batalla, enfrentando mafias que técnicamente te tienen quebrado, y a las que solo se resiste desde el corazón, porque la razón hace tiempo que dejo de ser, sepultada por la impiedad de procesos reorganizativos plagados de falsas reglas siempre cambiantes, aplicadas por jueces impropios cada domingo.
4. La victoria está en el ser y no en el parecer…
Eso que habita en los pibes que por legiones se sumaron y se sieguen sumando a lo largo de 35 años sin logros y con muchas lágrimas. Abrazo interminable a sus colores, que contagia a jugadores que nacen de sus entrañas o vienen de diferentes latitudes y, se embriagan de tanta pasión, carente de explicación, fruto opuesto al procurado por los asesinos de la razón.

Quiero dejar una reflexión final para aquellos que ponderan las estructuras y los organizadores…
Gracias a un Pepe, Messi no quedó atado al mito que el 10 es quien organiza… le dieron libertad y voló. Corre, defiende, ataca y se divierte, tanto que lleva en esta liga -el solito- más goles convertidos que todo el quinto equipo en la calcificación del torneo de España.

Necesitamos a los que organizan… pero las cosas se realizan cuando pisas el área… Es hora de dejar de teorizar y hacer…

En realidad aunque hablo de fobal, me refiero a la vida, a la participación, a pasión y al ministerio.

“En el primer tratado, oh Teófilo, hablé acerca de todas las cosas que Jesús comenzó a hacer y a enseñar…” Hechos de los Apóstoles 1.1

(1) Job 41:34 Menosprecia toda cosa alta; es rey sobre
todos los soberbios.

(2) Santiago 3.5-6 “Así también la lengua es un miembro
pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, ¡cuán grande bosque enciende un pequeño fuego! Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad. La lengua está puesta entre nuestros miembros, y contamina todo el cuerpo, e inflama la rueda de la creación, y ella misma es inflamada por el infierno.”

(3) Tolo: confuso, proviene de atolondrado.

(4) Edomitas: naturales de Edom, que significa rojizo
por el color del guiso de lentejas con el cual Jacob le
compró la primogenitura a Esaú. Génesis 25.27-34

(5) Abyecta: despreciable, vil en extremo